La masa verde


la-masa-verde-9-de-mayo-2013

El 9 de mayo fue una jornada de Héroes. La marea verde lució una algarabía de colores resaltando que por la escuela pública incluso desde las ventanas de los edificios públicos la protesta estaba presente.

Dicen los datos recogidos por las entidades organizadoras, de la Huelga General de Educación del 9 de mayo, que está triunfó en Aragón. Son datos que, como es habitual, fueron contrarrestados por los gobiernos, sean central o autonómico,  una guerra de cifras que siempre termina protagonizando los actos reivindicativos de esta índole social.

La masa verde buscó golpear la conciencia de la clase política que en estos momentos representa la elección de una mayoría de españoles. Por fortuna los actos vandálicos no mellaron una reivindicación de tanto calado aunque hubiesen algunos conatos violentos tanto manifestantes como agentes del orden mantuvieron la calma chicha.

Tal como sucede en las aventuras de los cómic el villano, derrotado por el héroe, resurge con más ganas de acabar con su enemigo. El ministro Wert ha sido tocado con la gracia de ser el “peor valorado” y el “villano”  que quiere acabar con la escuela pública. Sus poderes, enfatizados por el ejecutivo, han golpeado tantas veces a la masa verde que, harta de los despropósitos, alzo el puño en alto y entonó a coro  el llamamiento que el 9 de mayo se vió por calles, avenidas y plazas de España.

El fin de la LOMCE no se produjo, tan solo se retrasó el momento por culpa de la crisis. Los números, de cuadrar al céntimo y que deben de resolver algunos  flecos con las autonomías. Sus “villanos” foráneos, testaferros que apalancados en los extremos se sirven del poder de las urnas,   también golpean a la escuela pública. Hacia ellos también marchó la masa verde dejando claras sus reivindicaciones. La LOMCE no ha caído, se ha aplazado.

La crisis en la enseñanza pública es infinita. Hasta ahora 7 han sido las “sagas” que han querido dejar por escrito el fracaso de la educación. Una tras otra, con héroes y villanos casi distintos, han pasado por la historia de España sin lograr el objetivo. Lograr que la enseñanza sea una decisión consensuada, sin matices políticos y/o soberanistas que la ensucien, es a todas luces  imposible.

Los héroes nunca toman la palabra. Los héroes no se erigen en portavoces del resto, esa es labor de oportunistas que observados al microscopio quedan desenmascarados por ideologías e intereses más cercanos al poder político que a la resolución de los problemas. Los problemas al fin y al cabo son la oportunidad de medrar que tienen los que ansían poder.

El éxito de la masa verde

Los protagonistas involuntarios de la Huelga General en Educación fueron los menores de edad. El objetivo de las cámaras fotográficas, de la prensa, buscaba entre la muchedumbre la imagen que reflejara la juventud y la protesta. Ahí están las imágenes que atestiguan el uso, a mi parecer, inadecuado de los menores de edad en un acto reivindicativo que deben de defender los adultos. ¿Por qué los medios informativos son tan aficionados a la “carnaza”? ¿Acaso nos consideramos mejores que, por ejemplo, los sirios?, que utilizan a los niños como escudo humano. ¿De verdad hay tantas diferencias entre nuestro comportamiento y el suyo?

Muchas familias optaron el 9 de mayo por no llevar a sus hijos al colegio. Las aulas estuvieron vacías  Sin embargo la jornada de huelga general en la educación fue secundada más por alumnado que por el profesorado. El mensaje que llegó a las familias auguraba que en las aulas no habría profesores. Algunos ante la incómoda pregunta de ¿tú porque estás en clase? arguyeron que el sueldo de esa jornada iría destinado a alguna causa benéfica. Otros su conciencia no les hacía participes de que el alumnado perdiera su derecho a la educación, los habría que aún de acuerdo con los axiomas contra la LOMCE no podían permitirse perder una jornada de salario. Y los hubo, seguro, que quieren un cambio en la ley de educación.

El éxito de la masa verde en la Huelga General en Educación se debe al alumnado, a los estudiantes de todas las edades que “perdieron” un día de clase para fundirse en una amalgama de colores, de banderas y estandartes. Que vociferaban la protesta desde sus pulmones henchidos y que hacían ruido con cacerolas y pitos. Les acompañaban generaciones sindicales, organizaciones laborales y padres y madres anónimos con miedo a los cambios. Con temor al futuro que se desdibuja idílico para ellos e incluso más negro para las posteriores generaciones.

Dicen que la tramitación de la LOMCE está “demasiado sometida a presiones extraparlamentarias” quizás una forma bastante áspera de indicar que la sociedad no debe de decidir sobre la leyes y normas dado que esa es tarea de los políticos  Políticos que por otro lado laboran al descuido reuniendo sobres como quien colecciona cromos.

El Gobierno quiere que la LOMCE esté aprobada en otoño y que de esta manera se pueda cumplir el plazo de diez meses para la adaptación curricular. La LOMCE estaría en las aulas en el curso 2014/2015.

Muy pronto se va ha utilizar a la masa verde para “golpear” con nuevas acciones reivindicativas al Gobierno. El efecto buscado es  que se retrasen los tramites de la LOMCE hasta la frontera de unas nuevas elecciones generales en España. Política  al fin y  al cabo. Se demostrará que los problemas en la Educación son argumentos para el  pulso de los partidos en el hemiciclo y las calles de España.

Huelga en la Educación Pública del 9 de mayo al minuto (ABC)

¿Las próximas jornadas de huelga serán protagonizadas por el profesorado?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: